PACO GONZÁLEZ NO HABLABA Y CUANDO LO HACE, CULPA A TODO EL MUNDO MENOS A ÉL MISMO

10/8/16.- Los que le conocen dicen que Paco González lleva unos días tenso y descentrado, quizás por los reveses que ha sufrido durante la semana pasada y la presente.

Comenzando por la suspensión de la Cabalgata de Verano, la cuál no supo o no pudo sacarla adelante; que le recordaran en plena despedida del director de la Banda que les prometió en campaña electoral un nuevo Convenio que nunca llegó y el último incidente, la polémica suscitada en torno a un cartel del carnaval que nadie quiere, menos él.

Pero sigue en sus trece y haciendo oídos sordos (con lo mala que es esa actitud en política). Seguía en su huída hacia delante, escudándose en su técnico, a quien envió a la radio para dar unas explicaciones artísticas, cuando lo que el pueblo estaba esperando era su propia intervención y concederle al “mundo carnavalero”, que se lo ha estado pidiendo a gritos, la retirada del cartel.

Para colmo, durante 24 horas, además de no dar las explicaciones oportunas, como era su obligación, como representante político, se enzarzó en una pelea dialéctica en su Facebook personal (hecho a lo que nos tiene acostumbrado) con una señora, la cual le dice lo que una gran mayoría opina, y no es otra cosa que (sin entrar en valorar la calidad artística, que haya cumplido con las bases del concurso o que sea una buena obra pictórica), Isla Cristina no quiere un cartel para su Carnaval que haya sido usado anteriormente y de forma reiterada.

Sobre las declaraciones del técnico, nada que objetar, tan solo apuntar, sin acritud, que nadie le está “buscando los cinco pies al gato”, se está opinando y en nuestro derecho estamos, aunque no se coincida con lo que usted defiende.

Y POR FIN HABLÓ:

Y hoy, por fin, dio la cara, aunque mejor, para él mismo, que no lo hubiera hecho porque, fiel a su estilo, prepotente y obcecado en sus propios planteamientos, sin oír nada, ni a nadie, ha arremetido contra todo y todos.

En este asunto del cartel, según Paco González, todos tenemos culpa menos él, que es el Primer Teniente de Alcalde del ayuntamiento y responsable directo de la Delegación de Cultura y Festejos.

Ha arremetido contra el PA y su concejal Fran Sosa, por evidenciar lo que estaba ocurriendo y era público, ha arremetido contra la Fipac al culparla en exclusiva de ser quienes suspendieron la Cabalgata de Verano (cuando es un evento municipal), contra la ACI a la que acusa de “tirarse a la piscina” por, según él, adelantarse al pedir la retirada del cartel vía comunicado oficial en su Facebook, ha arremetido hasta contra la juventud isleña porque, según Paco González, deberían conocer la historia del carnaval como él mismo la conoce.

En definitiva, para el Señor González, toda Isla Cristina es culpable de todo, todos los carnavaleros están equivocados, el Partido Andalucista haciendo política (no somos una ONG, sino un Partido Político y estamos obligados a hacer política, dicho sea de paso), la ACI no tiene razón y la FIPAC ha suspendido la Cabalgata de Verano.

Los andalucistas no necesitamos arremeter contra Paco González, ya se basta él solo para desprestigiarse.

P.D.: Señor González, por favor, no amenace al decir que "estando en el Gobierno se tiene una fuerza que la oposición no tiene”. Suponemos que se refiere a que usted puede decir todo lo que quiera en la Radio Municipal, mientras a nosotros se nos prohíbe hablar.


Señor González, no nos da usted miedo y le aconsejamos que sea más humilde, oiga más y hable menos, todos se lo agradeceremos y a usted le irá mucho mejor.

NUEVA POLÉMICA EN FESTEJOS, AHORA CON EL CARTEL DEL CARNAVAL 2017

Fran Sosa, concejal andalucista en el ayuntamiento isleño y reputado director de agrupaciones carnavaleras, descubrió que la obra guarda “el mismo diseño y características” que otra del mismo autor que ganó el concurso del carnaval de Chipiona en 2010

Cartel de Isla Cristina 2017
9/8/16.- Tras la reciente suspensión de la Cabalgata de Verano por parte de la Delegación de Festejos del ayuntamiento isleño, que dirige el popular Francisco González, una nueva polémica gira entorno a su concejalía, a raíz de la elección del cartel anunciador del carnaval isleño al que acusan de ser una obra idéntica a otra presentada por el mismo autor para el de Chipiona en 2010.

Todo partió desde el mismo instante en que la Asociación de Carnavaleros Isleños (ACI) lo cuelga en su muro de Facebook, dando a conocer la obra ganadora que se acababa de fallar en el Patio San Francisco. Es cuando el reputado director de comparsas y concejal andalucista, Fran Sosa, descubre que guarda un asombroso paralelismo con el cartel antes mencionado.

Muchos carnavaleros, algunos más afamados que otros, pero todos con  el mismo derecho a opinar, incluidos exconcejales, presentadores de teatro o directores de comparsas y murgas, han pedido ya la retirada de la obra por considerarla que no guarda la originalidad que exige la reputación del carnaval mas longevo de la provincia de Huelva, máxime cuando el año que viene se prepara la efemérides del 50 aniversario de la etapa contemporánea de las carnestolendas isleñas.

Cartel de Chipiona, 2010
Para Sosa, que exculpa al jurado porque “no tenían por qué saber que el cartel era idéntico al de Chipiona” pide a la Delegación de Festejos que “retire el cartel y no lo presente públicamente, se proceda a elegir otro porque el carnaval de Isla Cristina no se merece un cartel copiado”.

Para los andalucistas “esta nueva polémica viene dada por la improvisación al que nos tienen acostumbrado este Equipo de Gobierno, adelantando el concurso a la fecha natural de otros años, cogiendo con el pie cambiado a muchos artistas que querían participar y con unas bases publicadas apenas unos días antes del fallo” y que, posiblemente, sea el motivo por el que se hayan presentado tan solo ocho obras, cuando lo normal en otras ediciones era sobrepasar la veintena.


Que un Equipo de Gobierno, compuesto por doce ediles liberados, comentan estos fallos de bulto, no es aceptable, máxime cuando algunos están de vacaciones en pleno verano en un pueblo que pretende tener en el turismo su segunda fuente de riqueza, simplemente impresentable.

LOS ANDALUCISTAS LAMENTAMOS QUE EL AYUNTAMIENTO SUSPENDA LA CABALGATA DE VERANO

No se puede entender qué ha podido ocurrir con un espectáculo que, a pesar de los pocos años de celebración, estaba más que consolidado y con  toda la ciudadanía implicada en su consecución

Impresionante aspecto de la primera edición de la Cabalgata de Verano
3/8/16.- Una vez que el Concejal de Festejos del ayuntamiento isleño, Francisco González, ha comunicado oficialmente lo que venía siendo un rumor en la población desde hacía días, los andalucistas no tenemos más que lamentar este hecho, la suspensión, casi in extremis, de uno de los eventos veraniegos mas esperados, no solo por  los isleños amantes del carnaval, sino por toda la población y cada vez más turistas que disfrutaban de un espectáculo único, incluso algunos participando activamente.

Muchos isleños no salimos de nuestro asombro por lo inesperado de la decisión. Hemos escuchado que el evento hay que suspenderlo para evitar  dar una mala imagen del carnaval, que solo tres grupos habían confirmado su asistencia, que era mejor no celebrarlo que hacerlo mal pero, y el por qué?. No le hemos oído al señor González explicar los motivos de esa supuesta "desgana" de los grupos en participar, las verdaderas razones para que, no cinco, ni diez, ni veinte personas, sino cientos de isleños hayan decidido, casi al unísono, no divertirse, ni colaborar con uno de los eventos más importantes que promocionan la fiesta isleña por antonomasia.

Y nos cuesta entenderlo porque desde que la anterior Concejala de Festejos, la andalucista Isabel López le propusiera la idea a la Fipac y ACI, lo que les pareció una magnífica idea; a pesar del intenso trabajo que supuso su organización, puesta en marcha y desarrollo, todo fue rodado desde el principio. El éxito de las ediciones celebrabas lo demuestran y fue gracias a la gran receptividad que mostraban los directores de grupos, comparsas, murgas, coros, cuartetos y peñas, incluso en unos tiempos económicos algo más complicados que este.

¿Qué ha cambiado en tan poco tiempo? ¿Qué condiciones adversas se han tenido que confabular para que hayamos llegado a este extremo?

A los andalucistas nos llegan versiones, razones, explicaciones dispares que no tienen nada que ver con "desganas" o "cansancios" de los carnavaleros por participar, ni sobre el sobre esfuerzo titánico que, hasta última hora, y nos consta, han demostrado los representantes de Fipac y ACI por conseguir una participación masiva como en ediciones anteriores, sino otras que no seremos nosotros los que nos toque explicar, sino aquellos que, de ser ciertas, las hubieran provocado.

Lo único cierto y confirmado es que el Carnaval de Verano y su Cabalgata no se celebrará este sábado, que el pueblo ha perdido una oportunidad de oro de enseñar a los de fuera una muestra de lo que se hace aquí en febrero, que los turistas no podrán disfrutar de este espectáculo único multicolor y de diversión, incluso que algunos se han quedado con el disfraz y las ganas colgados en el armario por unas razones que cuesta entender y que, a algunos, no  convencen.


Solo es de esperar que, para que este hecho no se repita el año que viene, los dirigentes políticos, máximos y últimos responsables de la actividad municipal, se pongan las pilas e impliquen aún más de lo que se han implicado este año, que trabajen desde hoy mismo para conseguir encauzar las ilusiones y ganas suficientes para que, en el verano de 2017, volvamos a mostrar el gran espectáculo que es el Carnaval de Isla Cristina y nosotros mismos disfrutemos participando.

EL EQUIPO DE GOBIERNO ISLEÑO RECHAZA LAS MOCIONES PRESENTADAS POR LA OPOSICIÓN

Zamudio dice que, tras “el rechazo y desprecio constante hacia las propuestas de los grupos de la oposición, ya no nos podemos creer la frase tan usada y manida de mano tendida a la Oposición; es solo una estrategia de cara a la galería”

Zamudio le afeó a Grao que dijera en la emisora municipal que “le daba la impresión que en Isla Cristina había “una bandita pagada por alguien” que estaba cometiendo los últimos actos vandálicos


2/8/16.- El ayuntamiento de Isla Cristina ha celebrado su pleno de julio y lo terminó, por fin, con todos sus miembros en la sala, los 21 que componen la Corporación Municipal, al contener la señora alcaldesa su ímpetu natural de desalojar a algún concejal o parte del público, como ha ocurrido en los tres últimos plenos. Aunque no le faltaron ganas, a la vista de las amenazas con echar a un miembro del público asistente que finalmente no cumplió y una primera advertencia a Zamudio.

Y todo en un pleno en el que el Equipo de Gobierno (PIF-PP-CxI), compuesto por doce concejales, con la gestión de una veintena de delegaciones municipales, no presentaron ni una sola propuesta al plenario, a excepción de un acuerdo remitido desde la Mancomunidad de Aguas (MAS-Giahsa) para modificar parte de sus estatutos y que venía con errores en su redacción, el cual fue detectado por el portavoz andalucista, Francisco Zamudio, quien lo expuso para su corrección. El resto de puntos, las seis mociones de los grupos de la oposición (PA-PSOE), fueron rechazadas, a excepción de un punto de una de ellas.

Seguidamente llegó la primera de las propuestas andalucistas que pedía que las mociones que presente un grupo municipal y no puedan ser debatidas, por ausencia o desalojo de sus concejales, “queden sobre la mesa” y se reservaran para el siguiente pleno. Y esto viene porque se ha estado dando el caso, en los últimos plenos, que los andalucistas presentaban mociones que finalmente no podía ser defendidas por su portavoz porque éste había sido desalojado de la sala y, sin embargo, la alcaldesa seguía adelante con el normal orden del día, rechazando todas y cada una de ellas sin que la oposición pudiera defenderlas.

Como dijo Paco Zamudio, “el objetivo de la presentación de mociones, por parte de algún grupo municipal, es de que sean debatidas y posterior toma de acuerdos pero si el grupo proponente no está, no podrá exponerla y, por lo tanto, no deberían ser debatida” como recoge el Reglamento Orgánico de las sesiones plenarias aprobado por el consistorio. “Lo normal y elegante, democráticamente, es que la presidencia retire esa moción, la deje sobre la mesa para poder ser debatida en futuros plenos, apostilló el andalucista.

La petición, que a todas luces sonaba lógica y racional, como así lo afirmó también el portavoz socialista, no les gustó a los del Equipo de Gobierno porque, como dijo Zamudio, “vuestra máxima es no aprobarle nada a la oposición, y vuestra postura sigue siendo inamovible, yo no voy a entrar en debates estériles, ustedes rechazarán esta moción con su mayoría absoluta pero perderá la democracia y la participación”, como finalmente ocurrió y la propuesta calló en saco roto al ser rechazada.

La siguiente corrió la misma suerte y fue también rechazada por Antonia Grao, Paco González y Montserrat Márquez, y sus concejales, sobre la inclusión la página web municipal de “un buzón de avisos y deficiencias observadas en la vía pública y parcelas sin vallar”. La encargada de defender esta propuesta fue la concejala andalucista Isabel López, quien dijo que el objetivo era la de “invitar a la ciudadanía a participar y colaborar en avisar al ayuntamiento informando sobre desperfectos, mal funcionamiento de algunos servicios o recomendaciones para mejorar el aspecto de la ciudad y conseguir una mas sana convivencia entre todos”.

La andalucista apostilló al decir que “últimamente estamos viendo un resurgir en las redes sociales de fotos-denuncia de contenedores sucios, papeleras llenas de basura, cacas de perros en las calles o parcelas descuidadas, entre otras, que es lo menos adecuado para la imagen de Isla Cristina, de ahí esta propuesta, canalizar de forma privada y discreta estas denuncias del ciudadano”. Para Isabel López “el sentido de la moción es en positivo y espero que sea aprobada”. Nada mas lejos de sus deseos, ya que bajo la premisa “eso ya se está haciendo” o “estamos en ello”, fue rechazada por el Equipo de Gobierno, “una prueba más de que a este Equipo de Gobierno no le interesa la participación ciudadana, a pesar de que algunos partidos que lo componen lo llevaran a gala en sus programas electorales que continúan incumpliendo cada día”.

Y la tercera y última de las mociones andalucistas, también rechazada por los concejales del gobierno local, iba encaminada a que “el ayuntamiento es el primer que debe de dar ejemplo cuando aprueba una norma y en el caso de la colocación de cartelería por las calles, se está incumpliendo y podemos ver carteles anunciando actos programados por las diferentes concejalías, pegados, unos sobre otros, en fachadas de la localidad, afeando, en muchos casos, la vía pública e incitando a otras empresas privadas o ciudadanos a hacer lo mismo”.

En esta ocasión la moción andalucista la defendió la concejala María del Carmen Beltrán e insistió en el objetivo de la propuesta, “que el ayuntamiento tome las medidas oportunas para evitar ver fachadas de inmuebles abandonados completamente empapelados, sobre todo cuidar esas avenidas o calles principales, existiendo otras fórmulas como la que los andalucistas instauramos en la pasada legislatura de colocar tablones de anuncios para estos menesteres”. Por desgracia para la buena imagen de la localidad, ninguno de los portavoces del Equipo de Gobierno, vio con buenos ojos la propuesta o se argumentó que “ya estamos trabajando en ello”, por lo que fue rechazada con los votos los doce concejales que forman el gobierno local.

Durante el debate de las tres mociones andalucistas, tanto la alcaldesa, como sus portavoces, se mostraron en una actitud defensiva, sin asumir ninguna responsabilidad, descargando  los posibles errores y mala gestión sobre los técnicos, funcionarios o empresas externas, hecho que fue puesto en evidencia por el propio Zamudio, lo que le costó la primera advertencia de Antonia Grao de expulsarlo del pleno.

Ya en el apartado de Ruegos y Preguntas, los andalucistas solicitaron al Equipo de Gobierno que “tengan un poco más de cuidado a la hora de diseñar los carteles que anuncian eventos municipales y sean supervisados antes de mandarlos a imprenta para evitar, como en uno que está colgado por todo el pueblo, faltas de ortografía”.

En el segundo de sus ruegos, Zamudio le pidió al portavoz popular, Francisco González, que “no nos diga cuáles son los ruegos que podemos o no hacer y sobre qué tiene que versar, si creemos conveniente traer una moción sobre el tema que creamos conveniente, lo haremos”.

Y el tercero, y último de los ruegos, el cual calificó de “un asunto grave” y por este motivo lo dejó para el final, sobre las últimas declaraciones que realizó la alcaldesa isleña, Antonia Grao, en la emisora municipal, al asegurar que “tenía la impresión de que los últimos actos vandálicos en el pueblo, que dicho sea de paso siempre han sucedido en Isla Cristina, antes y ahora; de que venían de una bandita que alguien podía estar pagando para que los cometiera”, lo que Zamudio dijo ser “una acusación gravísima”. “Espero que tenga usted datos para decirlo, y más aún públicamente en la radio, con la consiguiente mala imagen que la máxima responsable de Isla Cristina está dando de la población al asegurar semejante barbaridad”.


Pero Zamudio fue más allá y le preguntó por otra afirmación que dijo en la misma entrevista sobre que “le había ordenado al Jefe de la Policía Local a que recogiera todas las denuncias realizadas por los ciudadanos pero de forma anónima, sin pedirle los datos, en qué país bananero cree usted vivir”, le preguntó el andalucista a la independiente, terminando al decirle a la primera edil que cuidara un poco más su vocabulario cuando también dijo que “a ver si cogemos a uno y le hacemos cantar”. Zamudio concluyó pidiéndole a Grao que “si su impresión es que hay una bandita para cometer destrozos en el pueblo, yo le exijo, como miembro de esta corporación, que nos reúna a los portavoces de los grupos y nos de explicaciones”. 

EL BETIS DESCARTA JUGAR EN ISLA CRISTINA POR EL MAL ESTADO DEL CÉSPED


10/7/16.- Los aficionados al fútbol y, sobre todo, los seguidores del Real Betis Balompié, están profundamente decepcionados porque el encuentro amistoso, previsto para el 23 de julio, entre el Betis y el Fulhan inglés, no se jugará en Isla Cristina debido al "pésimo" estado del césped isleño, trasladándose a Lepe.

Muchos futboleros están descargando su malestar en las redes sociales, centrando sus críticas contra el tripartito PIF-PP-CxI, y especialmente en el concejal de deportes, Natanael López.

Algunos hablan con conocimiento de causa y narran como "vinieron responsables del Fulhan y Betis a ver el césped y resulta que no funcionan ni los aspersores", "el césped está dejado de la mano de Dios desde que terminó el Isla Cristina la liga". Y es cuando arremeten contra los responsables al decir que "tienen su nómina a final de mes", "podéis estar orgullosos, qué vergüenza".

Y es que la repercusión mediática, económica y de prestigio para Isla Cristina han volado, al igual que las ilusiones de todos aquellos que tenían la oportunidad de ver jugar al Betis en Isla Cristina por la desidia y abandono al que el Equipo de Gobierno Municipal, encabezado por Antonia Grao, Francisco González y Montserrat Márquez, tienen sometidas todas las instalaciones municipales.

Maldita hemeroteca, otra vez:

En 2013 ocurría algo parecido, que no lo mismo, cuando el Wehen Wiesbadem, un equipo de la segunda división alemana, tenía previsto un encuentro contra nuestro Isla Cristina FC. Los alemanes decidieron no jugar aquí porque, y citamos literalmente sus explicaciones, "el césped, aunque en buen estado, no reúne las condiciones idóneas para el nivel de juego de nuestro equipo".

Decir que quince días antes, y de cara a la nueva temporada del equipo local, el municipal isleño había recibido un importante tratamiento para fortalecer el césped y estaba dando buenos resultados, los aspersores funcionaban sin problemas y las instalaciones se remozaron, como cada verano.

A raíz de este hecho, el Partido Popular, con su portavoz en la oposición al frente, Francisco González Salgado, ahora Primer Teniente de Alcalde del tripartito, con Antonia Grao, escribía un artículo del que entresacamos algunos párrafos. Juzguen ustedes mismos:

¿Cómo podemos perder estas oportunidades con el enclave geográfico tan impresionante que tenemos?; con las instalaciones que tenemos, con nuestro clima, con nuestra gastronomía, con nuestras playas y con nuestro sol. 

La dejación por casi todo es palpable y evidente en nuestro pueblo. Ahora dirán, que todo es motivado por la crisis o que yo, una vez más, soy un mal isleño y que aireo nuestras miserias. 

¡Mecachis en la Mar, pero, si es que esto clama al cielo!.........


¡Isla Cristina, merece más!



Francisco González Salgado

Portavoz del Grupo Municipal Popular

LA ALCALDESA ISLEÑA, POR TERCER PLENO CONSECUTIVO, VUELVE A DESALOJAR A CONCEJALES DE LA OPOSICIÓN Y LES IMPIDE DEFENDER SUS MOCIONES

La portavoz de Ciudadanos por Isla, Montserrat Márquez, de forma burda y premeditada, provocó otra polémica dialéctica, esta vez con la concejala andalucista Isabel López, la cual, al responderle, fue desalojada por la alcaldesa

Zamudio, junto a IsabelLópez, defiende una de sus mociones antes de abandonar la sala
30/6/16.- El ayuntamiento isleño ha celebrado el obligado pleno mensual, en una jornada en la que la atención estaba en el TSJA de Sevilla, donde se celebra el juicio interpuesto por los trabajadores municipales contra el ERE impuesto por el Equipo de Gobierno (PIF-PP-CxI), que provocó el despido de 80 empleados públicos.

Por este motivo, el portavoz andalucista Francisco Zamudio, quiso comenzar el pleno con unas palabras de apoyo hacia estos ex trabajadores y espera "que la justicia impere y se les devuelva lo que nunca se les debió arrebatar, de forma sectaria y partidista".

Entrados en materia, y antes de llegar a las mociones andalucistas, se aprobó iniciar el expediente que culmine en la concesión de la Medalla de la Ciudad a la Hermandad de Ntra. Sra. de La Piedad. En otro orden de cosas, el Equipo de Gobierno rechazó la creación del "concejal 22", una figura jurídica que representaría a una asociación de vecinos, avalada por 1.500 firmas, con el objetivo de que presenten mociones y propuestas, como ya existen en otros ayuntamientos de la provincia.

Fue precisamente durante el debate de esta moción, cuando a la alcaldesa se le volvió a torcer el pleno, por su falta de control sobre su socia de gobierno, Monterrat Márquez, que, como ocurriera también en el pasado pleno de mayo, volvió a arremeter contra el grupo andalucista, no siendo apercibida por la primera edil, como es su deber, lo que provocó que la concejala andalucista, Isabel López, en señal de protesta y ante la imposibilidad de defenderse, esgrimió un simple "bla, bla bla", lo que fue aprovechado como excusa por Grao para desalojarla del plenario, hecho protestado enérgicamente por Zamudio que, acompañado de todos sus concejales, abandonaron el pleno en solidaridad con la concejala expulsada.

A los pocos minutos, la misma alcaldesa que cortó el micrófono a los concejales andalucistas para evitar que se pudieran defender, en una moción posterior, donde se trataba el estado de Urbasur y las recientes denuncias vecinales, permitió que un miembro del público formara parte del debate, como un concejal mas, solo por el hecho de que coincidía con las tesis y argumentos del Equipo de Gobierno, hecho que fue denunciado por el portavoz socialista, Julio Suárez, quien, como llegó a decir durante su intervención, "estoy perplejo, acaba usted de expulsar a una concejala elegida por el pueblo a través de los votos y, sin embargo, ha permitido que un ciudadano intervenga, no entiendo esta doble vara de medir".

Seguidamente, las tres mociones andalucistas presentadas para ser debatidas, en vez de ser aparcadas para un próximo pleno, fueron rechazadas por el Equipo de Gobierno, sin tan siquiera poder ser debatidas, como también ocurriera con una de ellas durante el pleno pasado. El grupo municipal socialista intervino, en señal de protesta por lo ocurrido y "por respeto a los compañeros andalucistas que no están presentes".


El grupo municipal andalucista, nada mas salir de la sala de pleno, se reunió con el abogado que les asesora para valorar la interposición de una o varias denuncias ante los juzgados y tratar de hacer prevalecer sus derechos, los cuales están siendo usurpados, pleno tras pleno, por el gobierno local isleño.

MOSTRAMOS LA SECUENCIA COMPLETA DONDE SE COMPRUEBA QUE, EN NINGÚN MOMENTO, SE INSULTA A MOTSERRAT MÁRQUEZ


30/6/16.- Hoy, de nuevo, la alcaldesa isleña, Antonia Grao (PIF), ha demostrado su talante dictatorial y nada dialogante, al expulsar de la sala a otro concejal. Y van tres, y otros muchos intentos, en el año que lleva gobernando, con el apoyo de sus socios Francisco González (PP) y Montserrat Márquez (CxI).

La secuencia del vídeo es clara y aplastante. Terminaba de defender su moción el portavoz socialista, Julio Suárez y retoma la suya Zamudio que de forma tranquilo y relajado expone sus argumentos. En ningún momento se insulta a Monserrat Márquez, hecho en el que se apoya la ex socialista, y ahora independiente, para justificar una intervención sobreactuada, fuera de sí y sin ningún sentido, que termina con amenazas de Márquez a la propia alcaldesa, con que su grupo, de tres concejales, abandonarían el pleno si ésta no actuaba.

Curiosamente no fue Montserrat Márquez quien provocó el incidente y que terminó con Isabel López fuera de la sala, sino la propia alcaldesa que, interrumpiendo a Márquez durante su intervención, le recrimina a la andalucista que aludiera con un simple "bla, bla, bla", la acusación de Márquez sobre el inexistente insulto, excusa que aprovechó Antonia Grao para expulsarla del plenario, sin los correspondientes avisos previos, que ésta se pudiera defender, ni explicar.

Desde la bancada andalucista, socialista, incluso algunos concejales del propio Equipo de Gobierno, no se podía entender el discurso encendido, vehemente y fuera de lugar de Montserrat Márquez. Caras atónitas por lo que estaba ocurriendo y que nadie comprendía, ya que, en ningún momento, insistimos, existió tal insulto en el que se basaba Márquez para amenazar con abandonar, ella y su grupo, el pleno. Al final, después de todo lo acaecido, Márquez no quiso continuar con su intervención y de forma airada cerró su micrófono.

Sería digno de analizar este hecho y la compenetración que se ha demostrado hoy entre Grao y Márquez. A más de uno le dio la sensación que estaba ensayado, casi de forma premeditada y buscada. Esto sería entendible, ya que en uno de los momentos del pleno, la propia alcaldesa reconoce que antes de cada sesión planifican, hablan y consensúan los temas de pleno, algo entendible y lógico, si se ciñeran estrictamente a esos temas.


Esto no quita, y sería plausible pensar, que Montserrat Márquez, no acostumbrada al debate político "cuerpo a cuerpo", encontrándose más cómoda en intervenciones monologuistas, sin que nadie le interrumpa, en ruedas de prensa "sonrisa en cara", en las que solo habla ella y vende el humo que cree conveniente sin que le repliquen; le hubiera pedido a la alcaldesa que no permitiera los ataques políticos hacia ella durante los debates plenarios y de ahí su amenaza pública a Grao con abandonar el pleno si la alcaldesa no la defendía, lo que podría terminar con la imagen de un Equipo de Gobierno roto, en minoría y en una profunda crisis, apenas transcurrido el primer año de legislatura.

EL GRUPO ANDALUCISTA ISLEÑO REGISTRA UN ESCRITO POR EL QUE PIDEN HACER USO DE LA EMISORA MUNICIPAL

El documento fue presentado la semana pasada en el registro municipal del ayuntamiento y esperan una respuesta en el transcurso de la presente, en caso contrario, estudian acudir a la vía judicial

8/6/16.- Como anunció su portavoz durante el pleno pasado, Francisco Zamudio, el Grupo Municipal Andalucista de Isla Cristina ha presentado en el registro del consistorio un escrito por el que solicitan el acceso a la emisora municipal, Radio Isla Cristina.

Como reza el documento, la emisora “depende directamente del Área de la Presidencia-Alcaldía, sin que ésta haya delegado estas competencias en ningún otro concejal o técnico, y por lo tanto, es la alcaldesa la máxima y última responsable del servicio”.

Aunque en el último pleno celebrado en el ayuntamiento isleño, y en respuesta a una moción presentada por los andalucistas pidiendo lo mismo, fue la propia alcaldesa la que escurrió su responsabilidad y terminó achacándole la ausencia de los grupos políticos al director de la radio, “hecho que los andalucistas sabemos que no es cierto”.

Esta reivindicación, justa y legal, la vienen realizando los andalucistas desde hace un año, obteniendo el silencio por respuesta y es por lo que, “agotaremos todas las vías administrativas que nos ofrece el reglamento pero que nadie dude que iremos más allá si éstas no surten el efecto buscado y que no es otro que poder comunicarnos con la población a través de nuestra emisora municipal, como ha ocurrido en otras ocasiones”, han declarado.

Los andalucistas se refieren a la vía judicial en caso de seguir siendo vetados en la radio municipal por orden directa de la alcaldesa y permitido por sus socios de gobierno, los cuales conocen esta situación.

HASTA LA PRENSA PROVINCIAL CONOCE “LAS FORMAS” DE LA ALCALDESA ISLEÑA

“Las formas dictatoriales de una alcaldesa de Isla Cristina a la que el cargo le queda grande”, con este titular explica el diario digital “huelva24.com”, los diferentes episodios que está protagonizando la alcaldesa isleña, Antonia Grao (PIF), permitidos por Paco González (PP) y Montserrat Márquez (CxI) que la sustentan en el sillón

Debido a la poca o nula credibilidad sobre lo que cuentan y el poco interés que provocan sus noticias, se han visto obligados en pagarles a Facebook para que les “promocionen” lo que cuelgan

Uno de los periódicos digitales más seguidos de la provincia, describe a la alcaldesa isleña
2/6/16.- Ahora el PIF intenta justificar, sin conseguirlo, las expulsiones en el último pleno del portavoz andalucista, Francisco Zamudio y del Portavoz de la Plataforma de Afectados por el ERE, Isaac Rodríguez, basándose en que el concejal no dejaba hablar a la ex socialista Montserrat Márquez durante una de sus intervenciones pero lo que obvia el comunicado es que, antes de ese momento, así como en todos los plenos anteriores, y ya vamos para un año, no dejan hablar a Zamudio cuando éste intenta explicarse, Grao le corta su micrófono o lo amenaza con expulsarle y lo expulsa, como en esta ocasión.

A todo esto hay que sumarle que, una vez que acaban de hablar los portavoces de la oposición, Francisco Zamudio (PA) y ahora Julio Suárez, antes Pedro Pascual (PSOE), llegan los tres portavoces del gobierno municipal, es decir, Montserrat Márquez, Francisco González y José Pérez Canto y arremeten contra ellos dos, sin poder éstos rebatirles lo que le vengan en gana decirles, ya sean verdades o mentiras, acusaciones veladas o directas y que superan las mínimas normas de la educación plenaria.

Pero si esta indefensión en la que quedan estos portavoces municipales no fuera suficiente, en cada punto tratado termina interviniendo la propia alcaldesa, Antonia Grao, que en un afán de que sus tesis queden por encima de todos, incluidos sus propios compañeros de cogobierno, ataca de forma agresiva, soez y con evidentes signos de odio y visceralidad a Zamudio y Suárez, quedando en evidencia “sus formas”, educación política y pésima gestión de un pleno que tan solo debería presidir, ceñirse a dar los turnos de palabra y tratar de inmiscuirse lo menos posible en los asuntos, que para eso ya tiene a los tres portavoces.

LA VERDAD SOLO TIENE UN CAMINO
Para entender lo que está ocurriendo en el ayuntamiento isleño hay que analizarlo en profundidad y los andalucistas lo harán cuando este gobierno cumpla su primer año de legislatura, pero a modo de adelanto no olvidemos que no ha habido pleno en el que Antonia Grao no le suelte al público su típico “cuidadito si habláis porque vais a la calle”, que amenace con expulsar a un portavoz o concejal de la oposición si lo que oye no le gusta, criticar que un Delegado Provincial de la Junta de Andalucía asista a la toma de posesión de una concejala, se encare con una madre despedida en un ERE injusto al decirle que “si no puedes pagarle la excursión a tu hijo, yo tampoco puedo pagar la nómina” o soltar una carcajada mientras Zamudio le pide que se vuelva a sentar con la Plataforma de los despedidos.

PAGAN PARA QUE LEAN SUS NOTICIAS
La última de sus estrategias es pagar para lean sus noticias, posiblemente debido al poco interés que despiertan. Eso es lo que está ocurriendo estos días con uno de sus últimos artículos-vídeo sobre el pasado pleno, que el PIF se ha visto obligado en pagarles a Facebook por “promocionar” la noticia, posiblemente por la poca credibilidad con la que cuentan y de que el isleño se cree poco, o nada, sobre lo que publican.

Ya Isla Cristina conoce sus formas, ahora empiezan a conocerlas a nivel provincial y es vergonzante para un isleño ver titulares como el que hemos aludido, pero está ocurriendo.

Lo peor de todo es que quedan otros tres años y es muy posible que la situación no mejore.

Sabemos que Grao y los suyos quieren terminar la legislatura como sea, pero ¿hasta donde están dispuestos a aguantar sus socios de gobierno?

LA ALCALDESA ISLEÑA CUMPLE SU AMENAZA Y EXPULSA DEL PLENO AL PORTAVOZ ANDALUCISTA Y AL REPRESENTANTE DE AFECTADOS POR EL ERE

El resto de concejales y el público que asistía al pleno abandonaron la sala “en solidaridad con sus compañeros”

(*) Pleno completo al final de la noticia

Algunos despedidos municipales se colocaron mordazas en la boca, en señal de protesta contra la alcaldesa
29/6/16.- De nuevo lo ha vuelto a hacer, la alcaldesa isleña, la ex andalucista y ahora independiente Antonia Grao, apoyada por sus socios de gobierno, Francisco González (PP) y la ex socialista, ahora también independiente Montserrat Márquez (CxI), ha vuelto a protagonizar otro incidente en el último pleno celebrado esta semana en el ayuntamiento isleño al expulsar de la sala al portavoz andalucista y al portavoz de la Plataforma de Afectados por el ERE. En solidaridad con los expulsados, tanto el grupo andalucista, como el socialista, y público asistente, abandonaron la sala, por lo que tuvieron que acabar el pleno solos, los doce miembros del equipo de gobierno municipal.

La sesión ya apuntaba maneras nada mas comenzar, ya que la alcaldesa, como en el anterior pleno, volvió a amenazar con expulsar a todos los asistentes a la más mínima expresión o muestras de queja respecto a lo que allí se iba a tratar, por lo que algunos de los miembros de la Plataforma de Afectados por el ERE del Ayuntamiento de Isla Cristina, que asistían como público, se colocaron mordazas en los labios en señal de protesta, un hecho que desagradó al gobierno local.

Entrando en materia, decir que los andalucistas presentaron tres mociones al plenario, siendo todas rechazadas por el Equipo de Gobierno. La primera de ellas hacía referencia a la petición de poder acceder a la emisora municipal por parte de los grupos de la oposición y asociaciones o colectivos que, hoy en día, están vetados. Como dijo Isabel López en su exposición, “esta es una moción que viene a reclamar el derecho que tenemos, como miembros de la corporación municipal y ciudadanos, que se nos escuche a través de la emisora municipal”.

Para la concejala andalucista, “sabemos que hay orden a los miembros de la radio para que no se nos entreviste en los actos a los que asistimos y se nos prohíba el acceso a la emisora para exponer lo que consideremos oportuno”. López, como argumento, le recordó a Grao que “ya en febrero, usted afirmó que la radio estaba disponible para los grupos de la oposición y otros colectivos, y no está ocurriendo, seguimos vetados y no podemos acceder a los micrófonos de la radio pública”. “No pedimos estar todos los días, solo aquellos que consideremos que tenemos que decir algo importante”, continuó diciendo López, “muchos isleños pensamos que la radio no está siendo objetiva, transparente, ni imparcial porque está sometida a los dictados del equipo de gobierno”, concluyó la andalucista.

Llegado el momento de la votación, como era de esperar, el equipo de gobierno votó en contra y, por lo tanto, como dejaron constancia Zamudio, López y parte del público asistente, “habéis votado contra la libertad de expresión”. En concreto, Zamudio les advirtió que habían incurrido en “una ilegalidad” al ir contra uno de los preceptos que contempla la Constitución Española, "la ley no permite esto y sin embargo os la habéis saltado a la torera, era ya lo que me faltaba por ver”.

La siguiente de las mociones, también andalucista, pedía la “desaprobación de la alcaldesa” por su actitud durante el pleno anterior, y cuya sesión concluyó sin haberse debatido todos los puntos y sin ninguna explicación al respecto. Zamudio, en este sentido recordó que este hecho, "en todos los años de democracia, jamás había ocurrido, que una alcaldesa levantase la sesión quedando puntos por tratar”.

El andalucista, buen conocedor del reglamento orgánico de los ayuntamientos, entre otros motivos porque es licenciado en derecho y alcalde durante doce años, le recordó a Grao que “aunque la alcaldesa sea quien dirija la sesión, no puede saltarse la ley y ésta dice que podrá suspender, retrasar o posponer un pleno, tiene facultad para hacerlo, pero lo que nunca puede es terminarlo cuando aún quedan puntos pendientes y no reanudarlo a otra hora o día”.

Por este motivo, andalucistas y socialistas presentaron una queja formal en el registro del ayuntamiento y de la que todavía, pasado un mes y celebrado otro pleno, no han obtenido respuesta, lo que para Zamudio "es inaudito, no hay justificación legal para hacer lo que usted ha hecho e inaceptable que usted –en referencia a la alcaldesa- intente justificar la suspensión del pleno porque el público le impidió continuarlo, porque no es cierto”.

El momento más tenso llegó durante la intervención de la segunda teniente de alcalde y socia de gobierno con Grao, Montserrat Márquez, quien, además de airear durante el pleno interioridades y conversaciones privadas con sus antiguos compañeros socialistas, acusó a Zamudio y a la anterior alcaldesa, María Luisa Faneca, de no haber celebrado un pleno sobre la Zona O.R.A. en agosto de 2014, a lo que le replicó Zamudio que “si el servicio de aparcamiento salió adelante es porque se siguieron todos los pasos que marca la ley, usted mezcla las cosas para desviar la atención, en agosto nunca se han celebrado plenos en este ayuntamiento porque políticamente es inhábil”.

A partir de aquí se inició un diálogo entre ambos concejales que la alcaldesa cortó de raíz expulsando al andalucista, el cual abandonó la sala, no sin antes mostrar su más enérgica repulsa “a la actitud dictatorial de la alcaldesa, a quien se le ha vuelto a ir el pleno de las manos”. Mientras éste desalojaba la sala, el público comenzó a increpar la decisión de la primera edil y es por lo que Grao también ordena a la policía local a que expulsen al portavoz de los afectados por el ERE, y es cuando todos los concejales de la oposición, incluidos los socialistas, abandonan el pleno “en solidaridad con los expulsados y en protesta por las formas de Antonia Grao, en connivencia con sus socios de gobierno”.

Para los andalucistas “es significativo y retrata, tanto Francisco González (PP), como a Montserrat Márquez (CxI) que por mantenerse en sus sillones y seguir cobrando sus abultadas nóminas, justifiquen lo injustificable, las formas dictatoriales de una alcaldesa a la que el cargo le queda grande”.

Como es lógico, la última de las mociones andalucistas no se pudo debatir, la que pedía que se cumplieran las mociones aprobadas por el plenario y que algunas “duermen en los cajones por la desidia de un equipo de gobierno que está obligado a velar por sus cumplimientos”. Aquí de nuevo se puso en evidencia la falta de respeto a los grupos de la oposición por parte el gobierno local, al rechazarse sin que ésta pudiera ser defendida por su portavoz. Como dijo Zamudio al salir del pleno, “era de esperar que no aparcaran la moción para el pleno siguiente y poder dar las explicaciones oportunas del por qué la presentábamos, sino que ellos solos, en soledad y con alevosía, la rechazaron con el fin de que no se volviera a debatir, pero no me sorprende, son las formas a las que nos tiene acostumbrado esta señora y sus socios”.

Ahora, los andalucistas estudiarán en profundidad todo lo acontecido en este último pleno que, unido a lo sucedido en el anterior, y ante la actitud en la que se han posicionado todos los miembros del Equipo de Gobierno Municipal, no descartan acudir a los tribunales con el fin de salvaguardar los derechos que les asisten como ediles electos y restablecer lo que la ley les da pero que el Equipo de Gobierno isleño está empeñado en negarles.

LOS ANDALUCISTAS SOLICITARÁN LA DESAPROBACIÓN DE LA ALCALDESA POR FINIQUITAR EL PLENO DE ABRIL CUANDO QUEDABAN ASUNTOS POR DEBATIR

Asimismo, pedirán que el equipo de gobierno dejen de ningunearles y, como dice la ley, les permitan hacer uso de la radio municipal. La tercera de sus mociones exigirá que la alcaldesa vele por el cumplimiento de las mociones aprobadas por el plenario

Grao y concejales del Equipo de Gobierno abandonaron
el pleno sin haberse debatido todos los puntos
20/5/16.- El Grupo Municipal Andalucista ha presentado las tres mociones que le permite el reglamento municipal y que serán debatidas, si no ocurre lo del pleno pasado, el próximo jueves 26 de mayo a las 10 de la mañana, como es preceptivo.

La primera que los andalucistas han registrado en el consistorio pide la “desaprobación de la alcaldesa”, Antonia Grao (PIF) “por la actitud y decisión” de suspender el pleno de abril sin haberse debatido la totalidad de los puntos. La propuesta recoge que “en el último pleno de abril asistimos a un hecho insólito desde la Democracia, la suspensión del mismo sin motivo que lo justifique, y al día de hoy, sin fecha para su finalización”.

Los andalucistas argumentan, en este sentido, que “el pleno es el máximo órgano municipal y representa la voluntad popular y a todos los ciudadanos”, “con lo que supone de desprecio a la oposición y ciudadanos a los que representan, y como no, al público  que asiste”. Recordar que la alcaldesa finiquitó el pleno pasado cuando le estaba preguntando la oposición sobre diferentes cuestiones y ante la incomodidad de todo el equipo de gobierno, y la sorpresa de todos, los concejales del Gobierno Municipal, encabezado por Grao (PIF), González (PP) y Márquez (CxI), se levantaron y desalojaron la sala, dejando “con la palabra en la boca” a los portavoces de los grupos de la oposición y la incredulidad del público presente.

La siguiente de las mociones exigirá al Equipo de Gobierno Municipal que velen, como es su obligación, por el cumplimiento de las cuestiones que son aprobadas por el pleno. Y es que se está dando la circunstancia que algunas propuestas que han salido con el voto afirmativo de todos los concejales, “luego se quedan en el cajón, no se llevan a cabo, ni se les hace el más mínimo seguimiento para que se cumplan”.

Como dice la propuesta, “a lo largo de  esta legislatura, el Grupo Municipal Andalucista, desde la oposición, ha presentado mociones de distinta índole, habiendo sido aprobadas algunas de ellas”. Los andalucistas también pondrán de manifiesto que se han realizado diversas “preguntas y ruegos”, los cuales, muchos de éstos, “no han sido contestados” y es por lo que se solicita una Comisión Informativa “al objeto de recibir información sobre el grado de cumplimiento de estas mociones y su cumplimiento”.

La tercera y última de las mociones es la relativa a la censura informativa a la que están siendo sometidos, no solo los grupos de la oposición, sino colectivos que no son afines al Equipo de Gobierno. En esta línea, la propuesta recoge que “durante esta legislatura, los grupos de la oposición hemos venido soportando el ninguneo en los actos con representación institucional y los medios de comunicación que los cubren”. De igual forma, se denuncia que “tenemos impedido el acceso a la radio municipal”. Es por lo que se le exigirá a la alcaldesa y sus socios de gobierno que “se permita, de inmediato, el acceso directo de los concejales y grupos políticos en los medios de comunicación municipales”.